Política

Temas políticos en la Cuba actual

foto: Luz Escobar

Mi país está tan huérfano de iniciativas ciudadanas, los ciudadanos viven tan convencidos de que ciudadano es un término peyorativo y cuasidelincuencial utilizado por la policía, que cómo van a imaginarse que la palabra no solo es bonita, sino que tiene resonancias eróticas: el ciudadano-soberano es quién elige y quita a sus representantes si no se siente servido por éstos. En esta “democracia” que padecemos se las han arreglado para invertir los términos, por ahí andan las consignas de pa lo que sea y otras en desuso a falta de rima con el nombre del actual gobernante.

Y por ahí, harto de esas consignas que le repiten y repite, anda el alicaído ciudadano sin saber quién es, afrontando el goteo incesante de dificultades que define su vida, donde es víctima, héroe anónimo o villano; sin enterarse, tan sumido en su día a día, de que será el protagonista de la transición democrática.

Delante de una vidriera, delante de un espejo, o delante de un abuso del poder, el ciudadano termina tomando conciencia de quién es.

Entre críptica y seria, he querido saludar la aparición de la Hoja de Ruta Constitucional, que complementariamente con la Campaña por la firma de los Pactos de la ONU (sin desdorar otras propuestas que no conozco o no me interesan; más es mejor) me parecen un buen abono para el ciudadano que espera.

Categorías: Política, Sociedad | Etiquetas: , , , , , | 3 comentarios

Ironía

De fina ironía puedo calificar haber visto el documental Gusano el mismo día en que supe la noticia de que la Unión Europea podría el lunes dar pasos definitivos para el levantamiento de la Posición Común respecto a Cuba.  La medida adoptada por los países europeos en 1996 tiene que ver con el respeto (o el irrespeto más bien) por los Derechos Humanos en nuestro país, y poco ha cambiado en esencia.  Nadie dude del éxito diplomático del gobierno cubano, quien además hace menos de dos semanas reunió a 33 presidentes latinoamericanos y caribeños, y a los secretarios generales de la OEA y la ONU respectivamente, sin que el tema Derechos Humanos-Cuba fuera más allá de la mención formal.  Ahora la UE se irá por la tangente, y todo eso, sin avances de contenido en el terreno de las libertades civiles.  Claro, esto no es Siria, ni Chad; ni siquiera es Corea del Norte, dirán el lunes en Bruselas. ¡Ay, economía, cuántos crímenes comete la política en tu nombre!

Categorías: Política | Etiquetas: , , , | 3 comentarios

Así en Cuba como en España

huelga logroño

La carta de unos amigos desde España es un recordatorio cruel de que en cualquier parte se reprime cuando de enfrentarte al gobierno se trata. Uno de sus hijos fue detenido en una manifestación de la CNT y acusado de agredir a la policía. Aunque en esta época de teléfonos inteligentes existen pruebas documentales de que fue la policía quien agredió al joven mientras enarbolaba una pancarta, tiene que enfrentar un juicio donde podría ser castigado hasta con siete años de cárcel. Es tan flagrante la ilegalidad que Amnistía Internacional se ha interesado por el caso. No soy filósofa, ni politóloga, mis conocimientos sobre economía son precarios, tiempo atrás pensé que la cultura podría salvarnos, pero también eso es una ilusión. Es la justicia, esa que debe tener los ojos vendados y la balanza en el fiel, la que debe erigirse por encima de ideologías y gobiernos, y proteger  a cualquier ciudadano.

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , , | 3 comentarios

Antes de Ginebra

Esta semana de comicios en Venezuela mi única fuente de noticias fue Telesur y la prensa cubana.  El villano Capriles con llamados a la violencia, las víctimas exclusivamente chavistas, (pero solo hablan de un carpintero, no hay más nombres ni datos), Maduro con denuncias de golpe de estado y atentados.  No dudo que la situación en Venezuela sea en este momento extremadamente volátil, pero los analistas que vi eluden el hecho de que Maduro es el presidente electo por la mitad de los votantes, han olvidado la cobertura que dieron en las elecciones mexicanas al circo que López Obrador armó –y pudo armar—en la plaza del Zócalo al no reconocer la victoria de Calderón.  Los analistas tampoco comentan la actitud cuasi dictatorial del recién electo Maduro respecto a las protestas organizadas por la oposición: –No lo voy a permitir!–  Nadie me lo contó, lo vi por Telesur en directo, como si la mitad contraria no existiera, pero sobre todo, como si la democracia no existiera ya en Venezuela.  Seguir el proceso venezolano confirma mi idea de lo necesario de estar informado, de lo subversiva que resulta la información y de que el gobierno cubano tratará de retener su control mientras le sea posible, por lo que quiero poner en evidencia esa manipulación de un Derecho Humano de esos recogidos en una carta internacional y que se discuten en Ginebra con la asistencia de una delegación oficial.

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , , | 14 comentarios

La credibilidad

Foto tomada de internet

Foto tomada de internet

No es tema de mi blog tratar asuntos de otros países, pero el destino de Venezuela se encuentra tan imbricado con el nuestro, que me detengo. Años de aprender granmática enseñan que si existiera una sola imagen publicable del presidente venezolano, ya habría sido publicada, sobre todo, luego de la oportunidad que sirvió El País. Chávez se muere de las complicaciones derivadas de su enfermedad, no hay que ser médico para saber que las metástasis no remiten. Los que gobiernan en su nombre lo han manipulado sin vergüenza para alzarlo como Jesús y ser los apóstoles. Y yo me pregunto cómo se sentirán los venezolanos, incluidos los seguidores que tiene el presidente, cuando se constate la farsa de recuperación en la que se ha jugado con el sentimiento del pueblo; su propia familia, con el doble dolor de la pérdida inminente y la manipulación. No me parece que esta feria a sus expensas, sea lo que él hubiera querido. No me lo parece sobre todo del último Chávez, mucho más sensible por la conciencia de su gravedad.

El presidente gobernó en mayoría y ganó sus elecciones. Pero la validación política de los actuales “hombres duros” de Venezuela es endeble. Cuando llegue el momento, ¿qué credibilidad le quedará a Nicolás Maduro, a Elías Jaua, a Diosdado Cabello? Eso, de cara a la población, puede ser muy grave. Porque fueron ellos, no un médico, no un familiar, los que dieron noticias alentadoras, mientras en La Habana se asistía al enfermo en fase terminal. ¿Confiará el pueblo venezolano en estos funcionarios que mantuvieron en secreto la real condición de su presidente? Es tan innegable el descrédito que he llegado en la conspiranoia a elucubrar si no será una movida para sacarlos del juego y dar espacio a otras figuras menos visibles (pero más oportunas) del chavismo, y todo eso, sin parecerlo.

Se alegará la Razón de Estado, pero la fisura está ahí. Algo me ha quedado claro en estos dos meses de ausencia de Chávez: por mucho que lo invoquen, ninguno de sus acólitos es Chávez.

 

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , | 15 comentarios

Delegados, Diputados, votantes

mafalda_eleccionesLos partidarios del proceso electoral cubano a menudo mencionan los millones de dólares de la campaña electoral de Estados Unidos como la justificación para no permitir cualquier tipo de campaña o recaudación de fondos. Pero eso tampoco es cierto. La televisión, la radio y la prensa escrita, todos los días hablan de “los candidatos de la Patria”, de cómo votar en sendas boletas diferenciadas por el color; la foto de los susodichos con una síntesis de su trayectoria de vida –sobre todo de vida política– está visible en los principales establecimientos de cada zona de la ciudad. Los futuros diputados viajan a la zona que representarán –señal inequívoca de que no viven en ella–, visitan centros laborales, científicos, educacionales y culturales, y si el lugareño tiene suerte, los verá por primera y única vez. Todo el aparato centralizado de propaganda en función de la campaña electoral cuesta dinero, yo diría que cuesta mucho dinero, dinero que sale de los contribuyentes, esa masa amorfa llamada nuestro pueblo trabajador al que no se dan detalles de cómo se utiliza su contribución.

Se establecen los colegios especiales, los ubicados en las terminales de transporte, por ejemplo. ¿Acaso se vota allí por los candidatos que me representarán? No, se vota por los de la zona donde esté enclavado el colegio. Nada más demagógico, aunque tenga una función sicológica subsidiaria, ¿o será al revés?

En el afán de establecer un sistema electoral opuesto al burgués, los candidatos no proponen un programa. Prometen ser tremendamente leales a la Revolución, pero casi siempre resultan tremendamente ineptos para la gestión por la que serán votados. Las elecciones se han convertido en una pantomima a la que los ciudadanos concurren sin valorar el acto, con esa mezcla de miedo e indolencia convertida en filosofía popular de que “esto no hay quien lo arregle, pero tampoco quien lo tumbe”.

En otras oportunidades me he referido a que no se elige, sino que se aprueba, a la misteriosa comisión de candidatura, a la candidatura cerrada, a ese porciento de inclusión de mujeres, jóvenes, negros, y más recientemente religiosos y homosexuales, para dar una idea de diversidad, artificial e irrespetuosa con las minorías que son las primeras que no se sienten representadas.

Nos han querido hacer creer que no existe el político pagado, que nuestros legisladores no reciben salario por su trabajo cívico, pero todo el que se convierte en “cuadro profesional” no vive del aire: no solo conserva su salario anterior, sino que accede a la dieta de viaje, al carro y su cuota de gasolina, a las vacaciones en moneda nacional y otros detalles que en Cuba son prebendas y permiten dar un salto en el nivel de vida.

Reunirse dos veces al año y pretender en tres días resolver los problemas de este país que acumula problemas de una legislatura en otra, es imposible. Por muy burgués que parezca, el funcionario profesional tiene que ser eficaz porque si no cumple con las exigencias de sus votantes, puede ser destituido y hasta procesado.

La ineficiencia del Poder Popular, a veintisiete años de existencia, impone su revisión o desactivación.

 

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , | 13 comentarios

Blog de WordPress.com. El tema Adventure Journal.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.871 seguidores

%d personas les gusta esto: