Publicaciones etiquetadas con: Reforma migratoria

Ajustes

El día de poner en movimiento la reforma migratoria ha llegado. Algunos, hasta con maletas preparadas, ahora mismo hacen cola en las oficinas de inmigración para obtener su pasaporte “habilitado”.  En las embajadas, por el estilo.  Ahora, el visado será el lío.

El gobierno debe preguntarse una y otra vez cómo no pensaron antes en la ganancia redonda de la promulgación de tal ley: la ilusión de que “usted también puede tener un Buick” (los más jóvenes, pregúntenle a abuelita); el ingreso de dinero convertible con mentalidad de Ochín –la japonesita aquella que ganando menos ganaba más–, descompresionar, y sobre todo… sobre todo… presionar al enemigo.

Todo eso pensaba yo que pensarían los que se dieron a la tarea de devolver esta pequeñita parcela de los derechos conculcados al ciudadano. Pensaba que lo pensarían, pero no que lo dirían. A diferencia de otros países donde los gobernantes pueden pedir perdón por disparates de sus antecesores con los que nada tuvieron que ver; aquí en más de medio siglo el gobierno sigue siendo el mismo, y pedir disculpas es pedir demasiado.

Granma ha publicado por estos días unos artículos algo amnésicos, responsabilizando al gobierno de Estados Unidos con la politización del tema y con el incumplimiento de los acuerdos migratorios. Pero mi asombro fue ante el programa televisivo Al Derecho, especializado en temas jurídicos, que este sábado abordó la famosa reforma migratoria, respondiendo dudas de la ciudadanía. Ante un caso “planteado” y luego de una dramatización alusiva al caso, se le aclaró al “televidente” que en efecto, con la nueva extensión de permanencia en el exterior, podía estar en el territorio de los Estados Unidos el tiempo establecido para acogerse a la Ley de Ajuste Cubano, y luego, ya con su residencia americana, retornar a Cuba sin perder sus derechos. Como se sabe, en nuestro periodismo, no se improvisa.

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , | 26 comentarios

Diálogo

La causa que me ha mantenido alejada del blog estos últimos días ha sido que estoy de cuidadora de mi “hijastra”, (más joven que yo, pero no por mucho) y hace la convalecencia de una intervención quirúrgica en mi casa.

Pero ayer que tuve que salir al mediodía, me monté en una ruta 27 y fue inevitable escuchar el diálogo de un hombre y una mujer,  sentados frente a mí,  que viajaba de pie.  La famosa reforma migratoria aparece por donde quiera, mantiene entretenida hasta a la gente que nunca viajará, pero ahora tiene la ilusión de que podría hacerlo.  No fueron esos esperanzados comentarios los que me impelieron a intervenir en un diálogo que no era conmigo.  Se bajaba ya la mujer, cuando el hombre le dice algo así como: –Es que estamos muy mal acostumbrados a que nos lo den todo.

Luego de disculparme por la intromisión, en voz no muy alta pero sí muy clara, de esas que yo ponía en el aula para captar la atención de los alumnos, le expresé al hombre mi desacuerdo con su frase.  Dicho así, pareciera que los cubanos habíamos gozado de la capacidad de decidir sobre nuestra vida, cuando en la realidad, el gobierno se quedó con la iniciativa, interviniendo el ámbito público e interfiriendo en el privado.

Fue simpático, porque el hombre trató de enmendar la plana con el argumento de que los jóvenes creían merecerlo todo, y lo dijo haciendo un gesto hacia un adolescente de pelado emo con uniforme de tecnológico.  El joven al sentirse aludido, le dijo: –No, Puro, no, la Veterana tiene toda la razón.  Luego me miró serio, genuinamente interesado.  – ¡Esa trova está en talla!

Sonreí para él, y como llegaba a mi parada, me despedí del señor; intercambiamos nombres y un apretón de manos, y le dije al muchacho, como quien revela una clave, algo que olvidaría al instante o recordará toda la vida: –Eres un ciudadano. Ejerce ese poder, que ya dejamos en manos de otros nuestro destino por demasiado tiempo.

 

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , | 75 comentarios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com. El tema Adventure Journal.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.815 seguidores

%d personas les gusta esto: