Bizcochos rancios

 

Ya me extrañaba que el señor de los bizcochos pasara de largo por mi puerta, apurado y sin vocear. Yendo para casa de mi mamá me lo encontré, y como estábamos en territorio neutral le pregunté qué le pasaba. Con mirada baja y en pocas palabras me dijo que no le convenía hablar conmigo, una vecina le advirtió que yo era “de los Derechos Humanos” y podía echar por tierra la gestión que le estaban haciendo. Dándome las buenas noches dio por terminada la conversación. Pobre país donde los ciudadanos no saben cómo reclamar derechos, donde el miedo siembra la desconfianza.

Categorías: Sociedad | 8 comentarios

Navegador de artículos

8 pensamientos en “Bizcochos rancios

  1. Rodolfo Monteblanco.

    Regina,
    Lo más difícil de cambiar en el inevitable proceso de cambios que emprenderá la nación cubana es cambiar la mentalidad de los ciudadanos.
    Fíjate si es difícil que solamente leyendo los comentarios en tu Blog nos damos cuenta que muchos compatriotas, aún tras numerosos años en el extranjero, siguen estando tan mental y espiritualmente esclavizados como cuando vivian bajo el totalitarismo.
    Ustedes, los que han comprendido que esos derechos solo se logran reclamandolos son la punta de lanza necesaria para ese cambio nacional.

  2. No solo no saben reclamar derechos, la mayoría desconocen que existen. Hace algún tiempo vi un video en Youtube de un mitin de repudio en contra de opositores cubanos. La consigna de quienes los atacaban era la siguiente: “Abajo los derechos humanos”. Aun no he podido reponerme de esto.

  3. el cardenal

    Pues a lo hecho pecho, Regina. Definitivamente el caballero opto por estar ” limpio”. Nuestra sociedad se ha caracterizado por ese tipo de personas. Supongo que en otra epoca, muchos trataran de mantenerse apartados de los jovenes y personas que luchaban contra las anteriores dictaduras para no buscarse problemas y poder seguir viviendo sin los peligros que aquello acarreaba. Hoy no ha de ser diferente. El “sindrome de la mujer abusada”. Cuando triunfe el bien sobre el mal, seran de los que va cacareando por las calles que “vivan los derechos humanos”, tal como gritan ahora a favor de la politica que antes desaprovaban. Y asi sera siempre. Los Cubanos nos hemos ganado lo que merecemos y eso lo sabe bien el gobierno actual, Marti murio por la libertad de cuba. Pero murio y muchos se alegraron. Que se le va a hacer, Regina. Pero es mejor morir con decoro que como han muerto tantos sin una pizca de honor y decoro. Esos, jamas seran recordados. Orlando, Farinas, Oscar, Las Damas de blanco y todos los que se enfrentan a la tirania jamas se les comparara con el vendedor de bunuelos.

  4. Mi estimado sr Monteblanco , y quien le pone el cascabel al gato ??? muy de acuerdo con su opinion , pero , ese pueblo de carneros atemorizados , que tiene una poblacion en varias etapas de crecimiento ,con conceptos muy diversos, a los viejos , recalcitrantes ud los ha visto , gritando por la calle con una arrocera , dandole Gracias a Fidel , porque al fin tiene una arrocera , !!! no creo que nadie se las cambie, y al senor de los Bizcochos , menos todavia , les inculcaron el terror y eso ni mil siquiatras por cada habitante se lo modificara , yo que mas quisiera , que se terminara la dictadura , y que todo , automaticamente cambiara y las personas , se educaran con las mismas reglas que lo educaron a usted , y a muchos , pero , pero! , que gran incognita !!! se tendra que empezar de 0 sobre 0 , la ultima generacion sera la encargada de ir moldeando modales , civica y todo lo que necesita una sociedad para ser funcional ,y desgraciadamente , hay una nueva generacion que no cree en nada, ni en nadie !!!, ni los de alla , ni en los de aca , !!! quien tenga la formula que la diga , QUIEN LE PONE EL CASCABEL AL GATO , ???

  5. Pingback: Tweets that mention Bizcochos rancios « Mala letra -- Topsy.com

  6. ¿Nadie ha visto un video de unas personas mayores que, entre otros, participaban en un acto de repudio en Cuba y gritaban “Abajo los Derechos Humanos”?
    Ese video circuló mucho un año atrás y el que lo hizo dedicó un tiempito a filmar a los que niegan su condición humana al negar y repudiar sus derechos.
    ¿Qué son personas como esas?

  7. Pingback: Biscuits rassis « L'écriture mauvaise

  8. Pingback: Bizcochos zocatos « Mala letra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: