Últimos días de una casa

Alguna vez, hace muchos años, el palacete de 13 y 4 en el Vedado fue casa de familia, familia rica que lo abandonó dejando atrás también otros bienes al triunfo de la revolución de 1959 para partir a un exilio que creyeron temporal y en el que nunca las cosas volvieron a ser como antes. Junto con las demás propiedades familiares, la casa se consideraría por el gobierno recuperación de bienes malversados y fue luego sede diplomática para uno de aquellos países de Europa hermanado con nosotros en la construcción del socialismo. No supe en qué momento la hermandad cambió de tono, el socialismo también, y la mansión pasó a ser un anexo para monitorear el tráfico de correo electrónico de la conocida unidad del Minint encargada del chequeo telefónico a escasos cien metros de allí. La esquina se volvió lóbrega con poderosos álamos echando raíces sobre la acera, las esbeltas rejas fueron tapiadas con planchas metálicas, y la enorme casa quedó a salvo de miradas curiosas y a merced de sus nuevos usufructuarios. Se levantaron cobertizos, se enladrillaron arcadas y las paredes se pintaron alguna que otra vez con alevosía y ensañamiento para ennegrecer luego con la humedad hasta volverse una mancha informe en el paisaje.

No podía dejar de sorprenderme cuando recién vi retiradas las planchas metálicas del perímetro, restaurado el jardín con el añadido de farolas, el palacete pintado con tonos pastel que le favorecen. Segunda juventud para recibir en su seno algo así como la sede de la lucha por el regreso a la patria de los luchadores antiterroristas presos en cárceles del imperio, y destino previsible y final del ex miembro del Comité Central del Partido y ex Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, –y de tantos ex, extinto– Ricardo Alarcón de Quesada.

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , | 5 comentarios

Navegador de artículos

5 pensamientos en “Últimos días de una casa

  1. elisabeth

    Es mi mayor illusion ceer en que todas las PURGAS LOGRAN UN BUEN PROPOSITO, y aun me agarro a la esperanza. que i lo bueno o lo malo. existe y seguiran,.. tristeza me da pensar que nunca nadie lo sabra, por los siglos de los siglos , AMEN.

  2. cundejo

    yo tengo conocimiento de un taquechel…….. no es amigo directo pero si lo es de gente que conozco…….. llego hace poco a estados unidos….. tiene que ver con esa familia……. es fotografo creo que de los yankees de NY o de los Mets……… se dedico siempre en cuba a exposiciones y la fotografia………….

  3. elisabeth

    Ay Regina Ud y su esposo Deben tener un arsenal de frases de las ultimas decadas para un buen jugoso texto. Este ultimo de Alarcon es una joya. Disculpen mi atrevimiento pero si alguien lo puede lograr son sus talentos. No lo dejen perder. Se lo deben a las futuras generacinones. Saludos

  4. Le quitaron las propiedades a los dueños para usarlas ellos. Eso es robo.

  5. cuky

    Si Alfredo Guevara como Presidente del ICAIC primero, como Presidente del Festival despues ganaba un salario de 750.00 pesos moneda nacional y en sus 5 años en París como Representante en la Unesco ganaba 500 USD, ¿De donde coño saco todas las obras de arte que le inventariaron en su palacete de 11 entre 2 y 4, vedado, que tampoco se sabe de donde coño la saco si cuando Fidel llego a la Habana en enero del 59, Guevara vivía en una casa de huéspedes del Cerro?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: