Publicaciones etiquetadas con: disidencia

Especulaciones y especulaciones

Alejandro Armengol es autor de textos llenos de sentido común que muchas veces chocan con las opiniones de opositores dentro y fuera de Cuba, pero su artículo acerca de las agresiones infligidas a la pareja Rodiles-González el domingo 10 de enero en una jornada más de #TodosMarchamos me ha parecido desacertado. Y no porque no tenga razón en mucho de lo que dice, sino porque no es todo lo explícito que debería, para de seguro dejar a muchos lectores, entre los que me incluyo, en la especulación de las entretelas alrededor del reciente viaje de los conocidos activistas a Miami.
Es válido y frecuente documentar las violaciones a la integridad personal que sufren los opositores ante las fuerzas represivas, lo mismo en Facebook que en las páginas personales o de algún grupo u organización. Si Rodiles aparece con frecuencia como víctima y denunciante de estos hechos, es, más allá de “un patrón que se repite en el comportamiento de Rodiles como activista” porque su activismo, pero sobre todo su activismo en la calle, domingo tras domingo por casi 40 semanas, lo hace objetivo priorizado de la represión. Armengol parece olvidar que el gobierno pretende defender “las calles de Fidel” con todas sus consecuencias, y la insolencia de los marchantes, que no parece disminuir, no vaticina otra cosa que mayor represión.
Es lógico que luego de constatar las extrañas marcas en la piel, Rodiles y González busquen indagación médica independiente. En cuanto a la fractura de tabique, no suele complicarse luego de una operación sencilla, y la foto aparatosa –como sería la foto de cualquiera con la nariz fracturada—deja claro que un golpe con el puño fractura ese hueso.
Con riesgo de equivocarme, creo que las Damas de Blanco de Halloween eran apócrifas, una acción ¿performática se dice? de algunas personas en el exilio, de mal gusto, pero muy probablemente con la mejor intención del mundo, que quisieron homenajear a las Damas, en especial a una de ellas que se dice tuvo un aborto luego de una jornada represiva meses atrás.
En cuanto a la denuncia hecha por Frank Calzón, desconozco de qué trata, pero si tiene que ver con el exilio histórico que frente a esta agresión de los activistas en La Habana dan “una muestra de aferrarse al pasado o un indicador de buscar otros medios de confrontación con La Habana”, no es de extrañar que grupos que han expresado abiertamente su oposición al restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos en ambas orillas se demuestren apoyo e intenten probar que dicha decisión política ha sido un error.

Cito de Armengol: “Más sintomática aún es esa evolución, de una exposición simple y cruda de la realidad cubana —pobreza, desamparo, encarcelamientos— a otra en que los mecanismos represivos entran dentro del campo especulativo.

Especular qué se inoculó –o no- con esos pinchazos, es eso: especulación. No espero que el chequeo médico arroje ninguna anomalía, aunque el solo hecho de inocular miedo ya sería suficiente crueldad. Especular que existió el hecho –es decir, ponerlo en duda- es tratar de deslegitimar a la pareja de fundadores de Estado de Sats, y convertirlos en meros histriones.

Más allá de filias y fobias, ya sean personales, de método o de programa; cualquier opositor que se enfrente sistemáticamente a la represión, merece respeto.

 

 

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , | 2 comentarios

(Mi) Declaración de Derechos Humanos

piranesiEn estos días en los medios de difusión se habla mucho de “los Derechos Humanos que defendemos”. El tema ha pasado de ser tabú, hacia una asunción parcial de los postulados relativos a salud, educación y seguridad social. Muy pocos cubanos conocen la Declaración Universal; a pesar de que por cualquier cosa se edita un tabloide de esos que cuestan un peso, nunca se han atrevido a publicarla, los estudiantes universitarios no saben de qué se trata, el cuerpo íntegro pareciera una enfermedad venérea que nadie se atreve a mencionar.

Por primera vez soy consciente de que honrar la fecha en que se promulgó la Declaración Universal de Derechos Humanos puede ser riesgoso. La visita de “los compañeros” y “los factores” la semana pasada abre un paréntesis de amenazas que puede ir desde infundir temor hasta la acción física. No sé qué pasará mañana y desearía que no pase nada, pero cualquier medida contra personas pacíficas que desean un país próspero y diverso, confirmaría la necesidad de desenmascarar una vez más a un gobierno que se dice campeón de los Derechos Humanos “que defiende” mientras ignora los que irrespeta.

Cuba sigue en el imaginario de muchos en el mundo, como una alternativa donde altruistas ciudadanos construyen el proyecto social del futuro. Los cubanos por reacción a construir durante tantos años un proyecto piranesiano, somos recelosos, y se ha sacado lo peor de nosotros atizando a ricos vs pobres, homosexuales vs heterosexuales, religiosos vs ateos, exilio vs nación.

Parecieran diferencias superadas, pero desde el gobierno se sigue instigando al “buen ciudadano” contra el disidente, y mientras la disidencia y los diferentes conceptos de libertad sean criminalizados, quedará tarea pendiente.

El gobierno puede, porque tiene los medios, prohibir reuniones y hasta encarcelar activistas. Pero seguirán apareciendo caras nuevas, porque existen condiciones objetivas, porque existe en la sociedad adormilada una voluntad secreta de cambio. Un repaso rápido a los que se anotan en la lotería de visas, a los que han abandonado y siguen abandonando el territorio nacional en cualquier dirección –incluyendo a los que han dejado la vida en el intento–, a las mujeres que difieren la edad de parir y a las parejas que apenas conciben un hijo; a los que votan en blanco, anulan la boleta o no votan, a los que roban cotidianamente al Estado por acción u omisión. Personas sin confianza en las sucesivas promesas de que ahora sí. Es una enorme cifra subjetiva. Subjetiva, pero pesada como un plebiscito.

La Seguridad del Estado posee toda la información acerca de la situación interna, cómo se analice y cuáles pautas sigan, está por ver. Mañana tendremos un adelanto.

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , , , | 4 comentarios

George Lukas en La Habana

USAID, IRI, CIA, NED, CADAL, FNCA… son tantas…, me siento en medio de una conspiración de siglas, salpicada por las emanaciones del Lado Oscuro de la Fuerza.  Cortesía de nuestros medios de comunicación.  Mis vecinos sacarán un crucifijo al verme mientras algunas espadas láser se afilan.

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , , , , | Deja un comentario

LML en LJC (30)

Para Osmani a propósito de Los Brutos

Pocas veces me ha parecido tan desacertado un artículo de la autoría de uno de los titulares del blog como este.

A partir del reciente ingreso en una iglesia –y de la “invitación a abandonar el templo”, acoto yo– de un grupo de disidentes, te haces eco del rechazo de un amigo ante el hecho. Eso no está mal, expresar opiniones es lo que hace falta, y ese grupo de personas debe haber estado consciente de que su acción atraería aprobación y desaprobación. Pero ahí mismo te lanzas en un plural indefinido a hacer la afirmación de que no tienen credibilidad dentro del pueblo. A lo mejor me he perdido de algo, ¿Acaso la prensa además de publicar la nota de la Iglesia, publicó las demandas del grupo?, ¿En algún momento tuvo algún individuo o grupo opositor la oportunidad de divulgar sus propósitos hacia el interior de Cuba? La inmensa mayoría de los cubanos conoce a estos y a todos los opositores por la traducción “libre” que de ellos han hecho los medios de difusión… en manos del gobierno.

No puedo afirmar que la disidencia sea sincera, como tampoco tú puedes afirmarlo de los que apoyan al gobierno. Es como cualquier conglomerado social. Eres joven y estás graduado en la universidad, ¿Sólo crees en lo que dice la prensa nacional y si esta prensa no lo menciona, no existe?, ¿No te resulta curioso que según esa misma fuente, no hay ni un solo opositor honorable?

Tu lectura me confirma el daño antropológico que más de cincuenta años de totalitarismo nos ha hecho como ciudadanos. En cualquier parte hay gobierno y oposición, los ciudadanos simpatizan a uno u otro lado, o miran hacia otra parte, pero sólo en sociedades totalitarias se observa la polarización de hacerlos enemigos.

Señalas cosas con las que puedo estar de acuerdo, pero el trabajo en general, va en dirección contraria a mí, que no quiero azuzar el odio ni el desprecio, sólo porque alguien piense diferente. Incumples con la ética del blog al agredir verbalmente, ¿O es que acaso con escribir que no utilizas el término Bruto despectivamente, la impresión de todo lo contrario desaparece?

(Nota : ¿Eso de que en la mayoría de las casas cubanas hay un dvd era un chiste?)

 

 

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , , , , , | 19 comentarios

Una extraña lectura sobre la corrupción

Siempre que puedo, leo a Fernando Ravsberg, corresponsal de BBC en Cuba. Podré estar de acuerdo con él o no, pero prefiero un abanico de opiniones antes que la monocordia bicolor de Granma. (Donde lo de bicolor no es sólo por el diseño gráfico.)

Su trabajo de la semana pasada me ha dejado un mal sabor. No porque la historia que reseña no sea real, todo lo contrario, casos como ese deberán aumentar si la cruzada anticorrupción sigue adelante. Con economía, Ravsberg retrata a un personaje ladino que aprendió a arrimar la sardina a su brasa mientras coreaba consignas o aplaudía en los actos políticos. Una persona por su edad formada en los valores del “hombre nuevo”.

Con una capacidad camaleónica, la anónima entrevistada –y ahí sentí un cosquilleo en el estómago– olvidando su pasado inmediato, afirma que se sumará a la disidencia y a “los derechos humanos” para recabar visibilidad para su caso.

No necesito imaginar lo que se dice sobre la disidencia y los grupos de Derechos Humanos en los círculos de estudio de los núcleos del Partido, basta con leer la prensa nacional; ya sabemos que es requisito ser mala persona, asalariado de la CIA (o de la SINA, da igual), anexionista, instrumento de conglomerados mediáticos, qué sé yo.

Igual que caló en la anónima entrevistada la idea de que todo corresponsal extranjero está para hablar mal del gobierno; caló la idea de que “una carrera” en la disidencia es el paso natural para cualquier defenestrado en plan de evadir su responsabilidad ante la justicia.

En cuanto a la preocupación por cierta paradoja a la que se hace referencia, dejo a la ética del periodista desentrañar y publicar la verdad sobre cualquier caso, posible o pasado, más allá de declaraciones oficiales o informaciones alternativas. Siempre será ganancia para el país.

 

 

 

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , , | 11 comentarios

Blog de WordPress.com. El tema Adventure Journal.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.430 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: