Publicaciones etiquetadas con: embargo

La buena voluntad

presidentesSe dice que el uso de las palabras embargo o bloqueo para definir la política norteamericana hacia Cuba, aclara la posición del hablante-escribiente. Los que hablan de Bloqueo no son mejores cubanos que los que le denominan Embargo (aunque lleguen a creérselo). Es una política que no depende de los cubanos; ni siquiera de la comunidad internacional eliminarlo. Un gesto de buena voluntad por parte de mis gobernantes sería la eliminación del bloqueo interno a que nos somete en nombre de la patria y la amenaza imperialista. Lo cierto es que aunque esa política hacia Cuba se ha ido desmontando poco a poco, está ahí y habrá que esperar por la buena voluntad del gobierno norteamericano para su total desaparición.

•••

La comunidad internacional ha denunciado el embargo estadounidense porque viola el derecho internacional, y también por motivos morales, políticos y económicos. La cita corresponde a un informe de Amnistía Internacional y refleja el rechazo al carácter extraterritorial del conjunto de leyes que conforma el Embargo. Las negritas son añadidas para poner en evidencia que la razón fundamental del amplio rechazo a este conjunto de leyes es su carácter extraterritorial. El derecho internacional prohíbe a toda ley nativa aplicarse más allá de las fronteras del país. La ley Helms-Burton es a la vez extraterritorial y retroactiva, pues se aplica a hechos anteriores a la adopción de la legislación.

El ciudadano cubano se ha acostumbrado a escuchar solo del daño que el bloqueo acumula y sigue produciendo en nuestra economía y en la sociedad; ese ciudadano ignora en muchísimos casos el origen de estas medidas a las que se responsabiliza con la parte real que les corresponde, pero sobre todo, sirven de pantalla al desastre interno que ha dejado una política voluntariosa y fallida. Ni el bloqueo norteamericano ni el provocado por este gobierno han afectado ni por un segundo la vida de nuestros gobernantes.

 

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , | 2 comentarios

Reacciones que no saldrán en el noticiero

Estaba en la peluquería arreglándome los pies, y aunque algunas mujeres allí nunca habían oído hablar de Alan Gross y reconocían su incapacidad para repetir el nombre de los cinco, la noticia del restablecimiento de las relaciones con Estados Unidos fue acogida con júbilo por aquel heterogéneo grupo, en eso sí hubo unanimidad. Mientras una tiraba besos a la imagen de Obama en Telesur, tuve que enfriar un poco el entusiasmo de las que pensaban (y no eran pocas) que restablecimiento de relaciones y levantamiento del bloqueo era la misma cosa.
Lo mejor fue el único hombre, un joven al que hacían un complicado corte con dibujos. El chico triunfante, se levantó del asiento con riesgo de arruinar el trabajo de la peluquera y levantó los brazos como si hubiera anotado un gol, con la frase: ¡Este es nuestro Muro de Berlín!

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , , | 1 comentario

Recado para Yadira

Me gustaría poder conversar con la cubanoamericana Yadira Escobar. La foto en su blog me indica que es joven, y la información que da de sí, que emigró muy pequeña. He leído cuánto le gustaría a Yadira regresar a Cuba y he leído además cuál es su Cuba soñada.

Yadira se declara amante de la libertad. Ni el colectivismo marxista ni el individualismo capitalista se avienen a su idea de lo que desean los cubanos; se equivoca sin embargo al incitar a nuestros académicos, universitarios y especialistas de todo tipo a poner en hora su reloj para definir el camino nacional. Le aseguro a la joven Yadira que hay una intelectualidad desde muchas partes y desde muchas tendencias pensando a Cuba, solo que su huella no siempre se puede encontrar en los medios oficiales, hay que buscarla también en sitios alternativos, y en varios casos, es hostigada, silenciada y demonizada. El anhelo de que esta joven se hace eco debería ser presencia permanente en los medios de difusión y en cuanto espacio de pensamiento y debate exista o quiera surgir en nuestro país, no solo virtual sino físico también.

No sé qué optimismo que escapa a mi comprensión le hace pensar a Yadira que el nacionalismo podría conciliar. Según lo veo, la sobredosis de nacionalismo mal digerido ha sido fuente de ruptura social y nos dividió en comunistas o apátridas, integrados o apáticos, de derecha o de izquierda, revolucionarios o gusanos y otras comparaciones siempre antagónicas. Es el nacionalismo una de las bazas que ha usado la propaganda del gobierno cubano para tratar de convencer al mundo de que todo pensamiento diferente al oficial, es antipatriótico. La patria es otra cosa, es algo intangible que va con uno y se manifiesta en cada cual de forma distinta, es una emoción y es a veces un olor, y es, sobre todo, una taxonomía imposible.

En efecto, un alto por ciento de la población votó por un socialismo eterno. Yo que veo cómo la gente vota y luego se justifica, que conozco la forma en que se controla desde el sistema electoral hasta las decisiones personales –íntimas incluso- me permito dudar de la sinceridad de las cifras y de la sinceridad de los votantes.

No puedo dejar de comentar la visión de Yadira sobre la tragedia del trasbordador 13 de marzo. Muy pequeña era ella cuando los terribles sucesos, pero con un poco de información sobre aquella fatídica noche, nadie podría hablar de accidente. Un accidente implica una acción involuntaria; Yadira parece desconocer la versión de los sobrevivientes, en cambio acepta como válida la versión que se diera en el periódico Granma. Los niños ahogados NO cayeron del barco como en el poco feliz símil que utiliza. El barco fue embestido; con poderosos chorros de agua fue inundado y se fue a pique, los detalles del horror los dejo a su indagación. Tal acto no puede ser calificado más que de criminal. Ante eso, la responsabilidad de los adultos de someter a menores a un viaje riesgoso queda completamente relegada.

Vivir en Cuba me da un poco más de visión del país. La gente no huye por el rigor del Embargo, la gente huye porque la economía ruinosa no permite oportunidades de prosperidad, porque a 55 años de gobierno se sigue hablando de experimentos económicos. En la mala administración, la corrupción y el despilfarro, el efecto del Embargo ha sido mínimo. Invito a Yadira a observar que en los lineamientos de la política económica trazados en el último congreso del Partido, no aparecen las palabras embargo o bloqueo. Y si la motivación de abandonar el país a primera vista parece económica, las decisiones políticas nos han puesto donde estamos.

Si la soberanía popular fuera sagrada, hace rato las etiquetas de cubanos de Cuba o cubanos de Miami habrían desaparecido; no me atrevo a imaginar cómo hubiéramos sido, pero estoy segura de que los cubanos que trabajen, gobiernen y opinen, y entre los que imagino estará también Yadira, serán capaces de hacerlo mejor que en los últimos 55 años. Y sin apelar a la generosa y desinteresada ayuda de ninguna potencia –que ya sabemos lo interesada que fue y las prebendas de que gozó en nombre de la soberanía–, porque la búsqueda de la democracia es un problema entre cubanos.

 

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , , , , | 9 comentarios

LML en LJC (25)

Para Osmani y LJC por Relaciones Estados Unidos-Cuba: El juego nunca termina

Hace meses les sugerí escribir sobre el tema del Bloqueo-Embargo. Este posteo viene a ser la cristalización de aquella sugerencia. Por un instante imaginen la reacción de Cuba si le pusieran como condición de pago algo como lo que se implementó en la mencionada ley 851 de 1960. En puridad, se realiza una confiscación de bienes a personas naturales y/o jurídicas, no a países o gobiernos. Con otros países se lograron acuerdos años después, pero en la perenne tirantez de las relaciones Cuba-USA no se ha producido el clima necesario para tratar estos temas. Ahí se podría encontrar la explicación de las buenas relaciones económicas de Estados Unidos con China, pero sobre todo con Vietnam, que luego de una cruenta guerra, hizo a un lado posibles rencores y negoció para beneficio mutuo.

Es notorio que la política cubana ha sido la confrontación, mantener esa tirantez a que hice referencia, siempre bajo el presupuesto de que seremos atacados. Yo al menos, nunca percibí durante el gobierno de Fidel una disposición real a iniciar un diálogo. Los gobiernos republicanos, con un discurso más agresivo, fueron el complemento perfecto. Nunca más incómodo nuestro ex presidente que con la política de tendido de puentes de Carter, luego con Clinton, también se tomaron decisiones que no podían hacer otra cosa que tensar. Ellos (EUA) pasan perfectamente sin nosotros; en cambio nosotros dependemos de sus importaciones de alimentos. Otros temas no menos importantes estarían en una mesa de conversaciones: Guantánamo, los presos cubanos, la migración, todo lo que haga falta. Me parece sensato que mi gobierno se guarde el orgullo y se siente a conversar. Menos patriotería y mayor sentido común. Esto dicho con el mayor respeto por la forma en que ustedes lo vean, pero son temas que nos afectan a todos, sin embargo se acomodan para hacer quedar bien a una política, no a una nación.

 

Categorías: Política | Etiquetas: , , | 9 comentarios

Blog de WordPress.com. Tema: Adventure Journal por Contexture International.

A %d blogueros les gusta esto: