Tres días sin Fidel

Esto me lo pidieron de una agencia de prensa a raíz del suceso, y no lo publicaron. Luego vino la reacción oficial y no podemos tener mucho tiempo sin su imagen. Es como dijo una señora llena de sabiduría en la cola de la farmacia “Era preferible que la Asamblea (Nacional) aprobara un monumento enorme, y no este Fidel que sale por todos lados y no acaba de morirse”

Viernes. Tarde ya, frente al televisor, me saca de la molicie la indicación de los canales en cadena. Habla Raúl Castro. Una buena parte de la ciudad dormía cuando comenzaron a sonar los teléfonos.

Quizás para los que le amaban, la reacción haya sido emocional, pero no hay sorpresa en la muerte de un anciano con más de diez años de enfermedad. Sí hay, la ironía de que lo mataran tantas veces, y ahora haya muerto tomándonos por sorpresa.

Continúa la programación e incluso comienza un filme, norteamericano por cierto. No es hasta bien avanzado el metraje que interrumpen para sustituir con imágenes del documental Fidel de Estela Bravo. Da la impresión de que los directivos de la televisión nunca se atrevieron a esbozar un plan para este momento; y solo al recibir la orientación “de arriba” se pusieron a buscar a la carrera los materiales fílmicos para nueve jornadas de “historia y patriotismo”.

Ya es madrugada y pasan bandadas de jóvenes provenientes de la Fábrica de Arte a quienes les han interrumpido la fiesta. Los más borrachines conminan con el ¡de pie! aprendido en campamentos militares o agrícolas, y añaden divertidos y locuaces ¡enciendan el televisor que el Fifo se murió! Estos heraldos siguen su camino y otros acampan en el parque frente al cine Acapulco; dos muchachas bailan su propia música abrazadas dando salticos cortos. Es un grupo sin lágrimas este de los desplazados de la Fábrica de Arte.

Sábado. Un despistado levanta las cejas al enterarse de la noticia en el mercado agrícola de la calle Tulipán y continúa. Lleno como siempre, el mercado está silencioso sin los altoparlantes; los compradores muy discretos se mueven de prisa entre las tarimas para conseguir unos escuetos vegetales con precio de importados. Todavía en la mañana hay comercios que no han recibido instrucciones de suspender la venta de bebidas alcohólicas; una ley seca y nueve días de duelo nacional serán una dura prueba para quien vive a golpes de ron y reguetón. No veo caras tristes, más bien seriedad. O cautela.

Domingo. La televisión pasa incontables materiales de Fidel. Fidel en la ONU; en una escuela, en una fábrica, con García Márquez: Fidel omnipresente. Ahora es más protagonista que nunca; él tan mediático, él que se apoderaba durante horas del micrófono en cadena nacional y Radio Habana Cuba. En los noticieros, los locutores vestidos de negro, dan informaciones respecto a las honras fúnebres en la Plaza de la Revolución, al viaje de las cenizas hasta Santiago, al cierre de vías. En la televisión hay lágrimas, pero no hay programación infantil. Y nadie habla de las causas de la muerte.

Mi vecina del fondo, que tanto ha gusaneado a su costa, conversa con alguien al teléfono y le cuenta de las pastillas que ha tenido que tomarse por el disgusto. Una mujer es entrevistada en la marquesina del cine Yara, en la esquina de 23 y L. Viste de blanco y lleva en el brazo una cinta negra de duelo. Lee un poema ripioso salido del alma al saber la noticia. Al fondo, en la pared del Hotel Habana Libre, se ve el enorme grafiti de El Sexto. “Se fue”, dice en la pared, y El Sexto está preso por ese grafiti con segundos de posteridad en cámara.

Lunes. Los ómnibus como siempre, van repletos. Nada parece haber cambiado, pero en los centros de trabajo y de estudio se suspenden las actividades para el traslado a la Plaza. En la Base del Monumento han dispuesto sendos lugares con flores y una gran foto y el pueblo desfila. Nadie se detiene frente a la foto sin cenizas. Esas, están custodiadas en el Ministerio de las Fuerzas Armadas y allí no hay desfile de pueblo. Muchos teléfonos celulares filman las flores y la foto. El verdadero luto no ocurre en cámara.

Hay disgusto y protestas airadas de los que llevan horas de cola y ven llegar a grupos de militares y de otros centros de trabajo que pasan rampa arriba hacia la base del monumento nada más llegar. Una nota de indisciplina social sin que el orden público ponga orden. La solución: extender el horario de desfile de la cola hasta las doce de la noche para que los concurrentes presenten sus respetos.

En un país en que decir que sí pensando en otra cosa ha sido una práctica de años, no llegaremos a saber cuántas botellas fueron descorchadas, cuántos abrazos cómplices se dieron. Pero hasta los legítimamente golpeados por la pérdida comprenden el antes y el después. Fidel se encargó de encarnar la Revolución. No importa cuántos compromisos seamos invitados a firmar los cubanos en una ilusión de continuidad. Su frase “Cambiar lo que debe ser cambiado” será recurrente en el futuro inmediato.

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , | Deja un comentario

Impresiones de una novata (I)

(Publicado originalmente en 14 y medio)

20161207_104022Novata en México y novata en el Forum de Gobernanza de Internet (IGF). La ciudad me sorprende porque le atribuía una ruralidad inexistente. Zapopan y Guadalajara a los efectos del extraño es una sola ciudad; una ciudad con lo que serian las ¾ partes de la población de cuba. Muchas construcciones, muchas torres de apartamentos lujosisimosque no parecen estar habitados, no obstante la información de Miguel, mi taxista hasta PALCCO.

PALCCO es el Centro de Convenciones y es enorme. Las medidas de seguridad son grandes, pues se trata de un evento mundial lleno de personas y de personalidades patrocinado por la ONU.

Numerosas organizaciones sociales, académicas, de periodismo, etc., ha tomado el espacio de la entrada en peque{os stands para presentar sus propuestas.

Ya en el interior del edificio principal es muy difícil orientarse; un ejercito de jóvenes voluntarios, sonrientes y cooperativos, ayudan a encontrar en aquel laberinto lo mismo un salón de reuniones que un lugar para tomarse un café.

Miro la agenda. Todos los temas son interesantes y es difícil decidir en cual participar pues coinciden los horarios de hasta diez sesiones. Maravilla de las tecnologías, pueden seguirse a través del canal de Youtube o verlas después.

Por razones personales, me interesan los foros de políticas publicas para el acceso, derechos en Internet, seguridad digital, vigilancia; pero he entrado en otros sobre temas como educación en linea, la brecha femenina o los discapacitados y las minorías.

Las sesiones son en ingles y no hay traducción simultanea, lo cual requiere de toda mi atención. Grandes pantallas transcriben y es así como puedo seguir el tema.

Hice una brevisima intervención en el panel de Derecho al acceso a Internet en América Latina. Escuchando a mis colegas latinoamericanos, constataba la singularidad de Cuba: no solo no ha ratificado los Pactos de la ONU sino que voto en contra de considerar el acceso a Internet un Derecho Humano; y que aun cuando el “cable” (Alba 1) llego a Cuba, Internet no ha llegado. Una síntesis que al parecer fue interpretada literalmente por otra delegada cubana representante del sector empresarial, o se sintió en la necesidad de recordar al auditorio que Cuba tiene educación y salud gratuitas, el impacto del Bloqueo, y en mi opinión, la idea mas perniciosa: la preocupación de dar Internet a quien no sabe que hacer con el.

Les dejo el enlace del video https://www.youtube.com/watch?v=BWpZ9PMFobk (1:17:53 y 1:30:25 aprox.)

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , , , | 2 comentarios

Contra la violencia de género

Imagen de elpais.com

Imagen de elpais.com

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , | Deja un comentario

Mal polvo, peor lodo

michael-moore-001

Una brigada con espíritu de Contingente debe haberse creado en el ICRT, organismo que rige la televisión nacional bajo la orientación de, ¿Rolando Alfonso se llama?, o quien ocupe el puesto de ideólogo en el Partido, brigada a la que se ha dado la tarea de programar para el televidente cubano cuanta película tenga un enfoque crítico sobre la sociedad norteamericana: sus medios, sus políticos, su sistema judicial, su educación, lo que sea.

Las hay buenas y olvidables, pero un detalle no debe pasar inadvertido; de las puestas hasta ahora, ni una fue producida por Rusia o la ex URSS; tampoco por China o Irán; ni siquiera por Norcorea. Todas producidas, dirigidas y filmadas en los Estados Unidos.

Donde mi vecino Tomás, hombre de Granma y Mesa Redonda, ve la terrible decadencia de un sistema, y agradece lo que nos da dado la Revolución, yo veo una sociedad capaz de aprender de los errores, y veo sobre todo, que ninguno de los involucrados en esos proyectos ha sido procesado, ha sido detenido, ha sido molestado siquiera por involucrarse en ellos. Todo lo más, algún vecino Tomás, le volteará el rostro al cruzarse y escupirá en la calle. Eso es lo que yo veo. Lo que ven otros los hace tratar de concebir un plan con éxito para llegar con los pies secos al lugar de los defectos.

Democracia. Imperfecta, pero curándose en salud. Mientras la aguerrida tropa de choque nos prepara nuevas entregas de la decadencia imperialista, los enteros de El Paquete suben, y seguirán subiendo mientras se empeñen en este remake de la Batalla de Ideas.

 

Categorías: Cultura, Sociedad | Etiquetas: , , , , | Deja un comentario

El cibernauta y la seguridad digital

(artículo publicado originalmente en 14ymedio.com)

La filtración de correos electrónicos de la candidata presidencial Hillary Clinton y de su jefe de campaña aviva un debate iniciado con la evidencia de que la National Security Agency (NSA) espiaba las comunicaciones, lo mismo de políticos extranjeros que de nacionales sospechosos.

Pero ni la NSA es la única, ni la honorabilidad de aquellos con la capacidad para espiar es verificable. Bajo rótulos tan sonoros como seguridad nacional, soberanía, guerra mediática, competencia, golpe blando, secreto industrial, etcétera, los gobiernos espían, las empresas espían y, en no pocas ocasiones, personas inocentes resultan objeto de escrutinio.

Está, por otro lado, el hecho de que grandes empresas tecnológicas han cedido a presiones de gobiernos y han entregado información privilegiada. Más aún, las empresas suministradoras de tecnologías de la información y la comunicación (TIC) poseen metadatos sobre sus usuarios que, puestos en contexto, pueden ser relevantes.

Nadie velará por los intereses personales mejor que uno mismo, por lo que la protección de los datos adquiere carácter individual. Alegaciones tales como que no se tiene nada que ocultar se debilitan ante la posibilidad de que en una broma de pésimo gusto no pueda manejar su cuenta de correo porque alguien le cambió la contraseña o le borró los contactos; o siguiendo con los chistes, que vea su perfil en las redes sociales tomado por fotos y comentarios que no le corresponden y pase enormes esfuerzos por recuperar el control. Estos serían los casos simples.

Pareciera que lo anterior y lo que sigue no guardan mucha relación. La Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números (ICANN), hasta el mes pasado bajo el control de una agencia del Departamento de Comercio del Gobierno estadounidense, se ha convertido en una agencia independiente con una gestión de múltiples actores interesados.

Esta transición ha sido objeto de controversia por las posturas encontradas respecto al papel de cada uno de esos múltiples actores. Representantes de gobiernos controladores y algunas entidades fundamentan que, para salvarse de la hegemonía de las grandes potencias y de las grandes empresas del sector, es necesaria una reglamentación internacional vinculante para el uso del ciberespacio.

Han puesto también en práctica un modelo cerrado con los servicios de internet pero sin internet (por ejemplo, Reflejos, Tendedera o Weibo), lo que favorece el control del tráfico de información. En nombre de una mentalidad del siglo XX, se pretende una camisa de fuerza para algo tan global como internet.

La visión más moderna y mayoritaria aboga por el fortalecimiento de ICANN como organismo global y autónomo con una gestión transparente, de manera tal que ni gobiernos ni grandes entidades privadas puedan hacerse con el control de esta institución cuyas funciones abarcan algo más que la asignación de nombres y números. Estos nombres de dominios y las direcciones IP permiten acceder a datos como la procedencia y el destino del paquete de datos.

El concepto de internet global sobre un modelo fragmentado pone al ser humano por encima de cualquier otro interés con la intención de que su acercamiento a la red se vea libre de cualquier monitoreo, lo mismo para rastrear sus gustos e inclinaciones con fines comerciales sin su consentimiento, como para que no se lesione su derecho a informar e informarse o para evitar el registro de los sitios que visita o con quién se comunica.

Vivir en un Estado democrático, o no, no es determinante a la hora de tratar el tema de la protección de los datos personales, aunque pueda parecer más importante en algunos lugares que en otros, y en algunos casos, sí determine sobre la integridad, no ya de los datos, sino física: periodistas que reporten desde escenarios o sobre temas complejos.

Cualquier cibernauta tiene una idea de la importancia de proteger sus registros bancarios y su cuenta en las redes sociales, pero la seguridad digital, más que un derecho, debe asumirse como una obligación. Obligación impostergable en entornos complejos. Hasta las megacorporaciones han pretendido desmarcarse de la desconfianza que crea el destino que puedan dar a los datos privados y han puesto en manos del usuario las herramientas para reforzar la seguridad de sus comunicaciones y de su interacción. Ha sido un logro mancomunado de organizaciones y personas que insisten en un comportamiento responsable frente a la privacidad del eslabón más numeroso, pero también, el más indefenso.

Algunas recomendaciones básicas para una mejor seguridad digital:

1. Implemente contraseñas complejas para sus dispositivos y sus cuentas.

2. Utilice cuentas de correo que posean verificación en dos pasos.

3. Utilice servicios de mensajería instantánea encriptados de punta a punta.

4. Utilice plataformas de blog con doble verificación.

5. Piense siempre antes de enviar un texto, imagen o video que pueda afectar a usted o a terceros.

6. Compruebe (en la medida de lo posible) la integridad de los programas y de los adjuntos que descarga.

Categorías: Sociedad | Etiquetas: , , | Deja un comentario

La buena voluntad

presidentesSe dice que el uso de las palabras embargo o bloqueo para definir la política norteamericana hacia Cuba, aclara la posición del hablante-escribiente. Los que hablan de Bloqueo no son mejores cubanos que los que le denominan Embargo (aunque lleguen a creérselo). Es una política que no depende de los cubanos; ni siquiera de la comunidad internacional eliminarlo. Un gesto de buena voluntad por parte de mis gobernantes sería la eliminación del bloqueo interno a que nos somete en nombre de la patria y la amenaza imperialista. Lo cierto es que aunque esa política hacia Cuba se ha ido desmontando poco a poco, está ahí y habrá que esperar por la buena voluntad del gobierno norteamericano para su total desaparición.

•••

La comunidad internacional ha denunciado el embargo estadounidense porque viola el derecho internacional, y también por motivos morales, políticos y económicos. La cita corresponde a un informe de Amnistía Internacional y refleja el rechazo al carácter extraterritorial del conjunto de leyes que conforma el Embargo. Las negritas son añadidas para poner en evidencia que la razón fundamental del amplio rechazo a este conjunto de leyes es su carácter extraterritorial. El derecho internacional prohíbe a toda ley nativa aplicarse más allá de las fronteras del país. La ley Helms-Burton es a la vez extraterritorial y retroactiva, pues se aplica a hechos anteriores a la adopción de la legislación.

El ciudadano cubano se ha acostumbrado a escuchar solo del daño que el bloqueo acumula y sigue produciendo en nuestra economía y en la sociedad; ese ciudadano ignora en muchísimos casos el origen de estas medidas a las que se responsabiliza con la parte real que les corresponde, pero sobre todo, sirven de pantalla al desastre interno que ha dejado una política voluntariosa y fallida. Ni el bloqueo norteamericano ni el provocado por este gobierno han afectado ni por un segundo la vida de nuestros gobernantes.

 

Categorías: Política | Etiquetas: , , , , | 2 comentarios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com. Tema: Adventure Journal por Contexture International.

A %d blogueros les gusta esto: